Iniciamos una epoca de…

Sep 21

Simplemente queria enviarte un saludito por el dia de la primavera -al menos en el hemisferio sur-, una epoca de florecimiento, de cambios, de enamorase…

y cuando digo enamorarse, se me viene a la memoria algo que lei de Bucay -un psicologo argentino- y que quiero compartir contigo en este dia hermoso y soleado que Dios nos regalo en mi ciudad…

Bucay nos dice que para salir de nuestros momentos de quiebres la solucion recomendada es…

“buscate un amante”

A aquellas personas que estan tristes o que tienen distintos síntomas como insomnio,
falta de voluntad, pesimismo, crisis de llanto o los más diversos dolores.

A aquellas personas que creen que sus vidas transcurren de manera monótona y sin expectativas, que trabajan nada más que para subsistir y que no saben en que ocupar su tiempo libre.

A aquellas personas que recibieron un diagnóstico seguro: “Depresión” y la infaltable receta del antidepresivo de turno.

En fin, palabras más, palabras menos, para aquellas que están verdaderamente desesperanzadas.

A todas esas personas que estamos en quiebre… necesitamos urgente ¡UN AMANTE!

Seguramente te preguntarás: ¿Cómo es posible que un profesional se despache
alegremente con una sugerencia tan poco científica?

Bucay define Amante: “Lo que nos apasiona”.

Lo que ocupa nuestro pensamiento antes de quedarnos dormidos y es también quien a veces, no nos deja dormir. Nuestro amante es lo que nos vuelve distraídos frente al entorno. Lo que nos deja saber que la vida tiene motivación y sentido.

A veces a nuestro amante lo encontramos en nuestra pareja, en otros casos en alguien que no es nuestra pareja, también solemos hallarlo en la investigación científica, en la literatura, en la música, en la política, en el deporte, en el trabajo cuando es vocacional, en la necesidad de rascender espiritualmente, en la amistad, en la buena mesa, en el estudio, o en el obsesivo placer de un hobby…

En fin, es “alguien” o “algo” que nos pone de “novio con la vida” y nos aparta del triste destino de durar.

¿Y que es durar?

Durar es tener miedo a vivir. Es dedicarse a espiar como viven los demás, es tomarse la presión, deambular por consultorios médicos, tomar remedios multicolores, alejarse de las gratificaciones, observar con decepción cada nueva arruga que nos devuelve el
espejo, cuidarnos del frio, del calor, de la humedad, del sol y de la lluvia.

Durar, es postergar la posibilidad de disfrutar hoy, esgrimiendo el incierto y frágil razonamiento de que quizás podamos hacerlo mañana.

La psicología después de estudiar mucho sobre el tema descubrió algo trascendental:

“Para estar contento, activo y sentirse feliz, hay que estar de novio con la vida.”

Y para ir cerrando mi mensaje de primavera:

Por favor no te empeñes en durar, búscate un amante, sé tu también un amante y un protagonista… de la vida.

Piensa que lo trágico no es morir, al fin y al cabo la muerte tiene buena memoria y nunca se olvidó de nadie.

Lo trágico, es no animarse a vivir; mientras tanto y sin dudar, búscate un amante…

Abrazo de Luz,

Diego Repetto

 

Web Analytics